Obra de teatro que relata la infancia de Silvio Rodríguez en su natal San Antonio de los Baños, junto a sus amigos y amigas de calle, su entorno familiar, y el contexto revolucionario que vive su país. Allí, en esos azares, vamos descubriendo a un niño sutil, soñador y amante de las realidades mágicas de la vida.